Biosnap tiene como objetivo aprovechar al máximo el crecimiento del mercado de bioplásticos y las oportunidades hacia productos más sostenibles. Para ello, proporcionarán envases monodosis 100% biológicas para aplicaciones alimentarias, y productos (aceite de oliva, ketchup o mayonesa).

Estos envases estarán fabricados de materiales biodegradables y compostables de acuerdo con de acuerdo con la norma UNI EN13432. Nuestros usuarios finales (empresas alimentarias) se beneficiarán de un envase monodosis de primera calidad y único en el mercado, y los consumidores finales se beneficiarán de su versatilidad y facilidad de uso (sistema de apertura con una sola mano), pudiendo eliminar el envase de forma segura con los residuos orgánicos.